miércoles, 29 de septiembre de 2010

martes...


Lo que llevo de curso, los martes han sido malos. El de hoy ha sido peor. He tenido clase como siempre, el problema ha sido aparcar el coche al lado de un gato muerto. No sólo me ha revuelto mi a-esas-horas-delicado estómago, además me ha sacudido un golpe en el órgano apático.

No mola encontrarse la muerte de cara a las 9.

En realidad no mola encontrarse la muerte nunca, pero es que además luego he tenido OFA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario